Tags Posts taggeados en "insulina"

insulina

Comer 5 o 6 veces al día no te hace adelgazar

 

Veamos, todos hemos oído que la dieta del picoteo (comer 5 o 6 veces al día) ayuda a adelgazar porque acelera el metabolismo, pero esto no es así.

Lo de comer 5 o 6 veces al día está basado en que al hacer la digestión necesitamos energía, que obtenemos de las calorías, por lo que cuantas más digestiones hagamos más calorías quemaremos, ¿no? Pues no. Esto no depende de cuántas veces comamos sino de lo que comamos. Vamos a ver un ejemplo para desmentir claramente este mito. En cada digestión se utilizan aproximadamente un 10% de las calorías ingeridas, entonces:

3 comidas de 600 calorías cada una son 1800 calorías. El 10% de esas calorías son 180 calorías.

6 comidas de 300 calorías cada una son 1800 calorías. El 10% de esas calorías son 180 calorías.

Como vemos, realizando la mitad de comidas quemamos lo mismo que si las hacemos en 6 veces. Como hemos dicho antes, lo importante es cómo distribuyamos nosotros las calorías y los alimentos a lo largo del día. Hay personas que se sienten más pesadas haciendo tres comidas que seis, y otras que prefieren realizar tres comidas abundantes antes que seis pequeñas. Lo ideal es hacer un desayuno bastante fuerte, con hidratos de carbono, proteínas y vitaminas. A media mañana un tentempié, luego el almuerzo, la merienda y la cena. No es lo mismo tomar en cada comida una tableta de chocolate que dos kiwis, las calorías no serán las mismas y, por consecuente, no quemaremos lo mismo. Además, nuestro páncreas está diseñado para liberar insulina de dos a tres veces al día en grandes cantidades. Cada vez que comemos lo estamos obligando a liberar insulina, lo que a la larga se traduce en una resistencia a esta y una posible diabetes. Como veis, las hormonas también tienen algo que decir al respecto.

Disminuir las grasas y los azúcares en nuestra dieta diaria ayudará a procesar mejor los alimentos y a que ese 10% de calorías no decaiga hasta incluso la mitad. Es importante comer de todo (carne, verduras, frutas, pescados, legumbres, etc.) pero de forma moderada y siguiendo las directrices de la tan conocida pirámide de los alimentos.

Un factor peligroso para la salud, cada vez más diagnosticado en las consultas médicas, se caracteriza por el comienzo de la resistencia a la insulina, que aumenta la probabilidad de desarrollar la enfermedad conocida como diabetes tipo 2

Existe un dato que llama poderosamente la atención en la evolución mundial de enfermedades y es que la cifra de adultos con diabetes ha aumentado exageradamente entre los años 1980 y 2008 (de 153 millones a 347 millones, Datos OMS), además, estos números han seguido aumentando durante estos años y lo harán más aún según previsiones venideras.

 ¿Que importancia  tiene “este síntoma”?
Las personas que comienzan a presentar resistencia a la insulina, tienen riesgo de desarrollar diabetes, pero, como es posible leer recientemente en la prestigiosa revista “MayoClinic Health Letter”, se puede prevenir la resitencia a la insulina y la pre-diabetes, y evitar de esta manera el desarrollo de la diabetes.No todo está perdido si comienzas a sufrir resistencia a la insulina y sospechas que una enfermedad puede estar al acecho.

¿Como se origina la resistencia a la insulina?
Explicado de forma muy sencilla  en las personas con resistencia a la insulina, las células no responden a la insulina ni a la glucosa (combustible del cuerpo), como resultado, su cuerpo produce más insulina para superar esta resistencia. Con el tiempo las células se vuelven más resistentes y el cuerpo no puede mantener el nivel de producción de insulina, de modo que  los niveles de glucosa en sangre suben y es cuando aparece la diabetes.
Que factores aumentan el riesgo de resistencia a la insulina y la pre-diabetes
Un estilo de vida poco saludable, es un factor de  riesgo para desarrollar diabetes. No hacer ejercicio, consumir grasas saturadas, y fumar son las principales conductas que están sumando puntos a la probabilidad de padecer una diabetes.
– La obesidad, en especial el exceso de grasa alrededor del abdomen es otro factor de riesgo que puede modificarse fácilmente para evitar desarrollo de diabetes tipo 2.
Existen cada  vez más fármacos que pueden tratar la diabetes tipo 2 (metformina, antidiabéticos orales, etc.) pero lo mejor, es saber que podemos prevenir, actuar a tiempo y desde uno mismo.
Como prevenir la resistencia a la insulina y prevenir la diabetes 

Si tienes antecedentes de diabetes, o tu médico te ha advertido de la resistencia a la insulina, comienza a cambiar y seguir estos 4 consejos para reducir el riesgo de padecer esta enfermedad en el futuro y estropear tu calidad de vida:
– Lleva una dieta saludable
– Realiza actividad física
– Mantén un peso ajustado a los límites normales y evitar el sobrepeso u obesidad
– Abandona el tabaco
¿Sabes  por donde te gustaría empezar?

Contagiate de Salud, blog sobre salud, bienestar y coaching de salud

Síguenos

3,662FansLike
69Seguidores+1
6,704FollowersFollow

Utilizamos cookies propias y de terceros para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias según su navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más información >

ACEPTAR
Aviso de cookies